Naciones Unidas condena el atentado talibán en Pakistán

578385-ki-moon-germany

El Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon Foto archivo: ONU/Mark Garten

El Secretario General de la ONU condenó enérgicamente el ataque suicida ocurrido este Domingo de Pascua en la ciudad de Lahore, en Pakistán, en el que perecieron más de 70 personas y unas 300 resultaron heridas.

El crimen fue reivindicado por un grupo talibán.

Un comunicado de la oficina de su portavoz afirma que Ban Ki-moon solicitó que los responsable de este crimen atroz sean juzgados de manera expedita y urgió a las autoridades pakistaníes a hacer los mayores esfuerzos por implementar medidas de protección para garantizar la seguridad de todos los individuos, incluyendo a los miembros de las minorías religiosas.

La matanza tuvo lugar en un popular parque de la ciudad pakistaní y hubo numerosas mujeres y niños entre las víctimas, en su mayoría cristianos que celebraban la Pascua.

Ban extendió sus condolencias a las víctimas y a sus familiares y expresó su solidaridad con el gobierno y el pueblo de Pakistán.

En términos similares se pronunció el presidente de la Asamblea General de la ONU, Mogens Lykketoft, quien afirmó en un comunicado que victimizar a personas inocentes, incluyendo a familias enteras, denotaba un desprecio total a la humanidad.

El atentado es el más grave desde el ataque talibán a una escuela de Peshawar en 2014 en el que murieron 125 alumnos.