26 de Junio – Día Internacional de la Lucha contra el Uso Indebido y el Tráfico Ilícito de Drogas

WDD14_logo_ES

La Asamblea General creó en 1981 el Fondo de Contribuciones Voluntarias de las Naciones Unidas para las Víctimas de la Tortura para financiar a las organizaciones que brindaban asistencia a las víctimas de la tortura y a sus familias. La Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes fue aprobada por la Asamblea General en 1984 y entró en vigor en 1987. Existe un órgano de expertos independientes, denominado Comité contra la Tortura, que se ocupa de vigilar la aplicación de la Convención por los Estados Partes. La Comisión de Derechos Humanos nombró en 1985 al primer Relator Especial sobre la cuestión de la tortura, un experto independiente al que se le encomendó la misión de informar sobre la situación de la tortura en el mundo. Durante el mismo período, la Asamblea General aprobó diversas resoluciones en las que destacaba la importancia que podía tener el personal de atención de la salud en la protección de los presos y detenidos contra la tortura y estableció diversos principios generales para el trato de los reclusos y detenidos. En diciembre de 1997 la Asamblea General proclamó el 26 de junio Día Internacional de las Naciones Unidas en apoyo de las víctimas de la tortura.

Mensaje con ocasión del Día Internacional en Apoyo de las Víctimas de la Tortura

    26 de junio de 2016

En el Día de las Naciones Unidas para la Administración Pública, reconocemos y celebramos el papel de la administración pública en el mejoramiento de la vida de las personas.

Los esfuerzos de las mujeres y los hombres que trabajan en la administración pública son cruciales para llevar a efecto la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

Cada Objetivo de Desarrollo Sostenible está vinculado a la prestación de servicios públicos: desde la salud hasta la educación, sin olvidar la seguridad de las personas, el estado de derecho, el agua y la energía, las políticas económicas y muchos otros.

Todos los países y todas las personas necesitan una administración pública que sea competente y disponga del equipo que necesita y de recursos suficientes. La administración pública debe ser diversa y conducirse con ética. Debe dedicarse a trabajar de manera eficaz para prestar servicios a las personas y mejorar la vida de los más pobres y los más vulnerables.

Rindo homenaje a los funcionarios públicos de todos los países por su dedicación a la excelencia. Quisiera ofrecer unas palabras especiales de reconocimiento a la dedicación del personal de las Naciones Unidas. Después de diez años a la cabeza de esta noble Organización, me maravillo de su abnegación y profesionalismo cada día.

Una vez más, gracias por su compromiso. Trabajemos juntos para crear un entorno en el que la administración pública se distinga por su creatividad, su innovación y su ambición compartida de hacer realidad la Agenda 2030.